Una tostada de pan con semillas, acompañada de crema de queso, frutos rojos y un poco de miel, hará que tu desayuno sea algo especial.